Saltar al contenido

3 recetas aptas para todos

¿Busca ideas fáciles y sabrosas para hacer postres para hacer con mal tiempo? Acá tienes 3 que te van a hacer pasar horas desentendidas y te retribuirán con su gusto.

Lo bajo lluvia golpea fuerte en la ventana, en la casa puede haber el sendero alumbrado y las horas pasan de forma lenta, prácticamente demasiado de forma lenta. Es domingo por la tarde, por fortuna no hay trabajo, no hay nada interesante en la tele y no es mejor época para salir a dar un agradable camino. De qué forma emplear el situación meteorológica? La contestación es considerablemente más simple de lo que parece: preparemos un dolce!

Que caracteristicas el dulces para hacer un domingo lluvioso por la tarde?
El primero, el más esencial y siempre y en todo momento esencial en el momento de ingresos: ¡han de ser simples!
Puede parecer trivial, mas existen pocas cosas que puedan solventarlo melancolía de un domingo por la tarde con lluvia como un pastel sabroso que te pone de buen humor la sonrisa. Otra cosa esencial, por lo menos cuando no trabaja, es la tiempo de preparación eso no habría de ser un inconveniente. Conque tómate tu tiempo, diviértete y después goza de un delicioso dulce!

Para aquellos que carecen de ideas, ¡acá hay tres recetas de postres para hacer en un domingo lluvioso!

Tartaleta de castañas y chocolate – receta

Ingredientes

400 g de harina 00
100 g de mantequilla
200 g de azúcar morena
2 huevos
500 d de castañas
150 ml de leche de arroz
130 g de chocolate negro
70 g de requesón
azúcar glas para espolvorear el pastel
Sal al gusto

Procedimiento

La preparación de pastel de castañas y chocolate, postre idóneo para una tarde lluviosa de domingo, desde Pastelería. Vierta ciento cincuenta g de azúcar de caña en un bol, el Manteca recortar en pedazos y entremezclar con un batidor. Añade los huevos, harina tamizada, un pellizco de sal y amasar la masa hasta conseguir una mezcla homogénea. Selle con papel largometraje y déjelo descansar en el frigo a lo largo de media hora más o menos.

Mientras tanto, que la masa esté bien compactada, cuida la castañas. Córtalos con un cuchillo y ponlos en un cazo a hervir con agua a lo largo de unos veinte minutos. Escurrirlos, déjalos enfriar un poco entonces pelarlos. Picarlos en una licuadora y cortarlos en pedazos pequeños. Lo mismo para el Chocolate: divídelo en pedazos no demasiado grandes y déjalo a un lado mientras que preparas la nata.

Vierta el latté y cincuenta g de azúcar, agregar el castañas y entremezclar bien hasta el momento en que la mezcla empiece a hervir. Solo en este punto añade el chocolate y deja que se funda por completo. Entonces añada el ricotta y vuelve a entremezclar hasta conseguir una mezcla sin grumos déjelo descansar en el frigo a lo largo de por lo menos quince minutos.

En este punto, trabaje el Pastelería, dividiendo la masa en 2 partes, una un tanto más grande que la otra. Toma el parte más pesada y extiéndalo sobre una superficie de trabajo rebozada de harina. Pon la masa en el Molde de torta y rellenar la tarta con crema de castañas y chocolate, nivelando el relleno. Con la parte más pequeña de la masa y con la masa quebrada excedente el más gordo hacer las tiras para cubrir la tarta y después meterla en el horno por un tiempo 180 ° a lo largo de unos cuarenta y cinco minutos. Dejar enfriar, espolvorear con Azúcar granulada y cómelo con su sabor.

Pastel de mandarina – receta

Ingredientes

250g de harina
150 g de azúcar en polvo
150 ml de leche
50 g de mantequilla
2 huevos
2 mandarinas
1 sobre de diastasa en polvo
Sal al gusto
migas de pan al gusto

Procedimiento

los Pastel de mandarina es perfecto entre postres para hacer uno domingo lluvioso por el hecho de que va a llenar la casa de un aroma cítrico, haciéndote olvidar el mal tiempo que está ahí y va a ser envolvente y sabroso en el paladar. Es idóneo para el desayuno, para un piscolabis o bien un postre tras el almuerzo.

los Preparación no es complicado y empieza editando el Huevo en un bol con batidos de cocina. Entonces lo añadimos azúcar, poquito a poco, la costra rallada de 2 mandarinas, el jugo de fruta sin semillas, el Manteca bien fundido y con leche, sin dejar de batir. Entonces añada el harina tamizada, diastasa en polvo y un pellizco de sal y entremezclar bien todos y cada uno de los ingredientes ingredientes hasta el momento en que esté bien combinado y sin grumos.

Vierta la mezcla en un Molde de torta y ponerlo a enhornar a ciento ochenta grados a lo largo de unos treinta y cinco minutos, verificando el Cocinando con un mondadientes. Sacar del horno y dejar enfriar un tanto, hacer un puré de azúcar glas y gozar oler de mandarina que llena el entorno y borra el lluvia.

Pastel de pera con turrón – receta

Ingredientes

300 g de harina 00
170 g de azúcar en polvo
150 g de mantequilla
5 yemas
4 peras dulces
40cl de leche
4 peras
100 g de turrón en tu sabor favorito
azúcar en polvo al gusto
pistachos al gusto
Sal al gusto

Procedimiento

La preparación de este tarta de pera con turrón, perfecto entre postres para hacer uno domingo lluvioso, es un tanto largo mas, como afirmamos al comienzo, el cartero situación meteorológica ¡no habría de ser un inconveniente!

Comienza, como siempre y en todo momento, desde masa para pastel. Entremezclar doscientos g de harina, setenta g de azúcar, la Manteca en pequeños pedazos, una yema, un tanto de agua y crear una mezcla homogénea en forma de bola. Cúbrelo y déjalo descansar nevera durante treinta minutos.

Desgarrarlo torrone y fundirlo en una cacerola con el latté. Separadamente, batir las cuatro yemas de huevo sobrantes con cien g de azúcar y cien g de harina, entonces añadir las crema de turrón y leche hasta conseguir una mezcla compacta y mantecosa.

Pelar el padre, córtelos por la mitad y después en rodajas. Estirar la masa en una morir untado con mantequilla horadando el fondo con un tenedor. Verter un tanto crema, pone las peras en su interior, cúbrelas con el resto de la nata y un puñado de pistachos picada (o bien almendras). Hornee en un horno precalentado a doscientos ° a lo largo de unos treinta minutos, entonces bajar la temperatura a ciento setenta ° y enhornar el bizcocho por otros veinte minutos. Quitarlo de horno, agregar el azúcar glass y dejar enfriar ya antes de probarlo.

Si deseas otras ideas para los dioses dulces para hacer un domingo lluvioso ¡no olvides navegar por nuestra galería!

A %d blogueros les gusta esto: